Muroya vuelve a disfrutar

Después de un discreto 2018, Yoshihide Muroya vive el inicio de año perfecto

Fue como si 2018 nunca hubiera pasado: en la primera cita de la Red Bull Air Race en Abu Dabi el pasado fin de semana, Yoshihide Muroya ganó su primera carrera desde que cerrara la temporada 2017 como Campeón del Mundo en el Indianápolis Motor Speedway. ¿Qué ha cambiado para conseguir este triunfo? La carrera la ganó con sólo 0,003 segundos de ventaja sobre su archirrival Martin Sonka, el final más cerrado en la historia de la Red Bull Air Race. ¿Podrá el héroe japonés tomar la delantera en las siete carreras restantes?

Los resultados en Abu Dabi fueron exactamente lo que Muroya venía buscando. Primero, el viernes, voló el más rápido en la Clasificación, colocándose desde entonces en lo más alto del ranking del Campeonato del Mundo, gracias a una nueva regla que otorga puntos a los tres mejores de la Clasificación.

"Me gusta la Clasificación. Dependes menos de la suerte que en el Día de la Carrera porque es simple, avanza el más rápido. Así que obtienes una indicación de las habilidades del piloto y del rendimiento del piloto, y puedes determinar qué equipo está realmente fuerte”, dijo Muroya. "Nos quedamos satisfechos con ese resultado inicial".

Muroya terminó con una sólida quinta posición en la general en 2018, pero sólo registró dos podios, ambos segundos puestos, lo que fue una sorpresa después de ganar el 50% de las carreras en su temporada 2017 cuando ganó el Campeonato del Mundo. En 2018 en cinco de sus ocho carreras sumó penalizaciones que fueron un factor determinante, incluido dos ‘no acabó’ (DNF) en dos carreras seguidas, una de ellas en Chiba, su casa, al superar el máximo permitido de Gs.

En la carrera del sábado en Abu Dabi se estrenó la regla revisada sobre Gs con la que todos los pilotos han de trabajar para cambiar su memoria muscular, especialmente en las maniobras de giro vertical. Además, un imprevisto cambio de 180 grados en la dirección del viento sorprendió a la mayoría de los equipos. Muroya fue el último en volar en la Primera Ronda por lo que su táctico fue capaz darse cuenta y darle nuevas indicaciones y, sus carreras iniciales fueron impecables.
 

En la Final a 4, Nicolas Ivanoff no pudo arrancar su motor así que Muroya fue el primero en volar, una desventaja estratégica porque no pudo calcular la cantidad de riesgo a tomar en función de los tiempos de sus oponentes. Su 53.780 fue su mejor tiempo del día. Los espectadores contuvieron la respiración, sabiendo que Sonka había volado 53.512s en la Primera Ronda. El piloto checo marcó un tiempo de 53.783, una diferencia de 0.003s, lo que equivale sólo 30 cm en espacio.

La calidad del vuelo fue buena desde los entrenamientos libres hasta la final, y el avión funcionó muy bien desde el principio hasta el final. Esto me hace muy fácil el volar y no necesito empujar demasiado. Creo que eso es lo que hizo este resultado", dijo Muroya, siempre reconociendo la labor de otros. 

Muroya y Sonka han vivido su duelo particular desde que el as checo se unió a la parrilla en 2010, un año después del debut de Muroya. Sonka ahora se encuentra a seis puntos del nuevo líder, solo un poco más que los cuatro puntos que lo hicieron subcampeón de Muroya en 2017. Como los dos Campeones del Mundo más recientes, la renovación de su rivalidad ha hecho vibrar a los aficionados. Sin embargo, Muroya señaló que también tienen otros 12 pilotos rivales pisándoles los talones. "Esto parece normal. Como 2017”, compartió. "Pero todos los pilotos son muy rápidos, y no puedes relajarte en ningún enfrentamiento. No es fácil".
 

Artículos relacionados

Abu Dabi 2019/Reacciones: Master Class día de la carrera

Los pilotos ofrecen sus impresiones sobre el inicio de la temporada
Leer artículo completo
Pilotos relacionados
Master Class Master Class

Yoshihide
Muroya

 Japan JPN
Ránking actual Ránking
2
Carreras ganadas este año Carreras ganadas
3
Temporadas completadas Temporadas
7
Raking del año pasado Ránking del año anterior
5