Track

LA PISTA

Revisamos las reglas y principios básicos que gobiernan el Campeonato del Mundo de la Red Bull Air Race
Los circuitos para las carreras aéreas especialmente diseñados para la Red Bull Air Race no se pueden comparar con nada, son únicos. Este deporte de alta velocidad y baja altitud puede hacerse sobre el agua, como en la bella Corniche en Abu Dabi, o sobre tierra, como en el mundialmente conocido EuroSpeedway en Lausitz (Alemania). En cualquier caso, la última serie de carreras en el cielo siempre tiene lugar en los lugares más impresionantes del planeta.

Muchas de las paradas en el calendario del Campeonato del Mundo están clasificadas como exóticas, por lo que los pilotos a menudo tienen que luchar contra los elementos, con temperaturas extremas, vientos cambiantes o fuertes tormentas... Como resultado, no hay dos Red Bull Air Races que sean iguales.

 

1. PUERTA DE SALIDA/LLEGADA

 

 Salida y llegada de la carrera

2. DE TRES A CUATRO PUETRAS CON PILONES

 

A través de las cuales los pilotos vuela rectos y nivelados correctamente

3. CHICANE

 

Tres pilones individuales que los pilotos tiene que pasar rodeando en zig zag

4. MANIOBRA DE GIRO VERTICAL 

 

Los pilotos han de volar a través de la puerta y entonces dar un giro lo más rápido y eficientemente posible sin pasarse de 10Gs en sus aviones

PILONES

Los emblemáticos e icónicos pilones de la Red Bull Air Race, de 25 m de altura, rojos y blancos, son una proeza de la ingeniería creativa.

Los pilones de las Puertas de Aire desempeñan un papel vital en la Red Bull Air Race, pero también deben cumplir exigencias complejas y contradictorias. Deben ser lo suficientemente delicados para explotar en el instante en que son tocados por un avión, pero lo suficientemente resistentes para permanecer estacionarios en todas las condiciones climáticas, incluido con clima tormentoso y de vientos fuertes.

Las primeras torres cilíndricas cumplieron con los primeros criterios, y hasta la fecha han avanzado a través de 30 rondas de mejoras para hacerlas aún más fáciles de romper, pero demostraron ser demasiado inestables al viento. La respuesta a este problema se encontró en 2009, cuando se instalaron potentes sopladores eléctricos de gasolina en la base de los pilones para permitir que se mantuviera una cantidad perfecta de flujo de aire y presión. Esto significaba que las puertas de aire podrían permanecer estables incluso en condiciones de viento.

Desde 2004, los pilones tenían un diseño en forma de cono y tenían una altura de 20 metros (65 pies). Sin embargo, desde 2014, la altura se ha aumentado a 25 metros (82 pies), y la forma se ha revisado para dar a las torres un borde interior recto, creando una ventana de vuelo rectangular perfecta entre las puertas de aire.

El alemán Matthias Dolderer golpea un pilón
El piloto alemán Matthias Dolderer golpea un pilón durante la Final a 4 de la carrera celebrada en Kazán (Rusia) puntuable para el Campeonato del Mundo de la Red Bull Air Race.